• nl
  • en
  • es

073 2 04 88 40

Reserva su estancia ahora

Fundación ‘Bij de Soete Moeder’

Fundación Bij de Soete Moeder
El hotel monasterio es más que un lugar especial donde los huéspedes puedan florecen. La misión de la fundación Bij de Soete Moeder es ofrecer a los jóvenes, como solicitantes de empleo, estudiantes que abandonan sus estudios y estudiantes que buscan un puesto de trabajo, la oportunidad de aprender y adquirir experiencia laboral. Las fundadoras Adri y Eline han asumido el papel social y cívico de las monjas. Con mucho gusto le presentamos a estas ‘hermanas modernas’.


 ‘¡Se trata del valor social que agregas como compañía!’

Eline van Lith – Directora

Como asesora de responsabilidad social corporativa, Eline ha adquirido mucha experiencia en negocios de hostelería, reintegración, bienestar social y educación. Esto incluye ser la fundadora del comedor ‘In de Roos’, otra iniciativa especial en nuestra ciudad. “El Nemiusklooster (nombre original del convento) hizo que inmediatamente mi corazón empresarial latiese más rápido: era una gran oportunidad para crear un concepto único de negocio de hospitalidad junto con una empresa de capacitación práctica. Al iniciar una empresa con una misión social, quiero contribuir a la igualdad de oportunidades para todos. Además, realmente me importan los jóvenes en una posición inicial difícil. Con esta iniciativa, espero inspirar a otros emprendedores no solo a detectar las “gemas”, sino también a crear oportunidades para los jóvenes que corren el riesgo de quedarse fuera. Después de todo, el dinero no lo es todo en una empresa sino los valores sociales que agregas como compañía.”


Adri Ederveen – Directora

Las trayectorias profesionales de la gente (joven) siempre han sido centrales en el trabajo de Adri en educación y reintegración; ¿Cómo encuentras tu pasión y propósito en la vida? En su caso hermosos y monumentales edificios le sirven de inspiración; Ella se enamoró perdidamente del convento de las “Hermanas del amor”. ‘Inmediatamente vi el potencial de esta ubicación única, dentro de un vibrante entorno de formación práctica, los jóvenes comprenden el valor de aprender y trabajar. Al igual que los antiguos ocupantes del convento, nos ocupamos de los demás: ofrecemos orientación profesional, enseñamos ética de trabajo, prestamos atención sincera y motivamos. Gracias a la experiencia que adquieren, estos jóvenes pueden eventualmente pasar a un trabajo regular o un curso de capacitación. Pero no solo nuestros empleados tienen la oportunidad de florecer, aquí nuestros huéspedes y el vecindario también se benefician de estas maravillosas dinámicas. Hay espacio de relajación, inspiración y socialización. ¡Todo se reúne en nuestro encantador hotel monasterio!

‘¡Juntos trabajamos por la igualdad de oportunidades y un futuro mejor!’


Aprendizaje en el trabajo

Lo que hace que nuestro hotel sea único es que está estrechamente vinculado con el concepto de aprendizaje en el lugar de trabajo, que ejecuta la fundación Bij de Soete Moeder. La fundación ofrece un lugar de trabajo y una oportunidad para los jóvenes que necesitan un impulso en la dirección correcta. Cada año, 20 buscadores de empleo, de 16 a 26 años de edad y en una posición de inicio difícil, tienen la oportunidad de descubrir y desarrollar sus talentos. Comienzan a trabajar en el hotel y, por lo tanto, conocen las diversas especialidades de la industria hotelera. Bajo la supervisión de profesionales comprometidos socialmente, los participantes adquieren experiencia práctica y habilidades profesionales. Además de eso desarrollan una actitud profesional. El equipo de Soete Moeder está bien equipado para guiar y ayudar a desarrollarse a jóvenes en tres aspectos de la industria de la hostelería: el papel del cocinero/a, el papel del anfitrión/a y el empleado de soporte de las instalaciones. El objetivo final de la fundación es asegurarse de que los jóvenes estén listos para comenzar un trabajo real o un curso de capacitación al final de la colocación laboral.

Hermanos y hermanas

¿Crees en nuestra misión y crees que convertirte en uno de nuestros Hermanos o Hermanas es tu vocación? Los miembros de esta ‘Hermandad de Soete Moeder’ apoyan a los jóvenes vulnerables en sus dificiles posiciones iniciales, están dispuestos a hacer una donación y promover con entusiasmo su membresía.

¿Te gustaría contribuir? Haga clic aquí para leer más.

Organización de beneficio público

La Fundación Bij de Soete Moeder se considera una Organización de Beneficios Públicos (ANBI stichting en holandés). Esto significa que la fundación se dedicará por lo menos al 90% para beneficio público. Este estado no solo es beneficioso para la sociedad, sino también para los benefactores: la donación a un ANBI conlleva diversos beneficios fiscales.


Historia, monjas en el Nemiusklooster

El nombre del hotel, de Soete Moeder, se refiere a la dulce madre María, patrona de ‘s-Hertogenbosch y al Nemiusklooster (el convento) que se construyó entre 1928 y 1929. Además de haber ocupado el convento durante 75 años, las monjas también brindaron atención y educación en el convento y sus alrededores. Esto añade una dimensión extra al edificio del convento. El Nemiusklooster originalmente formaba un conjunto, que consistía en una iglesia, un hogar para ancianos, una vicaría, un edificio de patrocinio y una guardería para niñas y niños.

Un empujón en la dirección correcta

De Soete Moeder ya no funciona como un instituto religioso, sino que une el compromiso social de las Hermanas del Amor con algo nuevo: el monasterio hotel de Soete Moeder como patrona de los jóvenes vulnerables.


De ‘Zoet’ a ‘Soet’

Además, de Soete Moeder ofrece a sus huéspedes una variedad de manjares de su propio huerto y otras fuentes orgánicas, de una manera lúdica y accesible. De Zoet a Soet (es decir, la traducción holandesa moderna frente a la ligeramente más antigua de “dulce”): una forma de pensar y trabajar con sus raíces en el pasado, que ahora es reanimada por una nueva generación.

La escultura de Soete Moeder

No olvide mirar hacia arriba antes de ingresar al hotel del monasterio. Ahí es donde la escultura de la Dulce Madre María adorna el edificio, con el niño Jesús en la mano izquierda y una manzana en la derecha. No solo es la patrona de ‘s-Hertogenbosch, sino también de nuestro hotel monasterio. En nuestra opinión, el niño simboliza el cuidado que otorgamos a nuestros huéspedes y la manzana representa las comidas justas y sabrosas que ofrecemos a nuestros huéspedes. Con el nombre de Kloosterhotel de Soete Moeder, honramos a las mujeres y su función de cuidado en dar la bienvenida a Brabante.

Beeld van de Zoete Moeder boven de ingang van het Kloosterhotel de Soete Moeder Den Bosch

El logo de robin

El logotipo de de Soete Moeder describe muy bien nuestra misión y nuestros valores fundamentales: de tamaño modesto, lúdico y alegre en apariencia. El petirrojo, lleva una cofia de monja que simboliza la identidad conventual de Soete Moeder; esta especie vive en nuestro país casi todo el año. El concepto de aprendizaje en el lugar de trabajo, por así decirlo, hace de Soete Moeder un caldo de cultivo para los jóvenes que no pueden encontrar su propósito en la vida. Durante el “período de crecimiento” en de Soete Moeder, recibirán capacitación práctica que les abrirá nuevas perspectivas.

de Soete Moeder

Nemiusstraat 4
5212 RG ’s-Hertogenbosch
+31 (0)73-2 04 88 40